2011/12/11

Madrid 1 Barça 3

Veo los resúmenes de las teles y leo los artículos de los periódicos y no termino de entenderlos hasta que recuerdo que los medios de comunicación son negocios y se nutren de que les veas, la polémica y el encabronamiento son su rancho.

El partido que vi yo estuvo muy igualado, la primera media hora del Madrid y la última del Barcelona, de momento no hay cambio de ciclo y hasta el momento la única manera de ganarle al Barça es encerrarse atrás y salir a la contra.

La posición del Barcelona en la clasificación está marcada por esto último, si le pones el autobús en el área pequeña y aguantas bien juntito y en cuanto puedes le tiras la contra, tal vez puedas sacar un puntito o incluso ganar, si vas a disputar el partido... amigo, eso no lo ha logrado nadie.

El Madrid venía muy subidito, hasta ayer no había tenido un partido serio de verdad y en casa un equipazo como el Madrid, no puede salir a aguantar atrás, porque se lo van a comer.

He dicho equipazo y lo repito, Casillas estuvo fenómeno, Ramos es un defensa homérico y Xabi Alonso... para hablar de Xabi Alonso hay que ir muy elegante y ahora estoy en pijama. Los portugueses son muy buenos también pero no se pueden medir a un centro del campo como el del Barça, aún no, o  no así. Me encandiló Benzemá, me parece que es mejor que el Pipa cualquier día de la semana y que es un tipo muy trabajador, Ozil bien... todos bien. ¿Cristiano? Cristiano es el peor enemigo de Cristiano y un mal compañero de Benzemá, tiene que recapacitar y comprender que para ser el mejor del mundo, puesto para el que le sobran cualidades, tiene que comprender que el fútbol es un juego de equipo y que él es demasiado bueno para ser tan chupón. Di María fabuloso, una bala, hizo mucho mucho daño.

Ahora bien, al otro lado estaba el mejor equipo del mundo, todos soberbios, Puyol y Piqué muy bien, Abidal de cinco estrellas y Alves, liberado de su función en defensa hizo lo que quiso. A partir de la media eran todos atacantes, una nube de canijos que se pasaban el balón muy rápido, aunque no tan bien como en otras ocasiones... ¿Villa? El de ayer no era un partido para Villa, había que estar muy seguros y Villa no lo está a día de hoy, seguro que habría dado un buen resultado, pero habrá que recuperarlo mentalmente. Valdés fue otro gran protagonista, quitando la cagada de la primera jugada se supo reponer anímicamente y tener la sangre fría que hizo falta durante la primera media hora, el Madrid achuchaba mucho y bien.

Cuando vi aquel gol tan tempranero en vez de venirme abajo y pensar en la que se avecinaba me calmé bastante, como culé, porque sabía lo que supone un gol tan tempranero en un partido tan gordo. Sabía que al Barça le iba a hacer centrase más, más concentración y al Madrid le iba a dar un punto de relajación que si los catalanes lograban no encajar otro en la siguiente media hora les daría la victoria.

Y eso pasó; un Barça más concentrado se impuso a un Madrid que no entendía lo que pasaba, llegaban con los resultados a favor jugando genial y se fueron con una crisis (periodística) a sus espaldas.

Otro dato a tener en cuenta es el efecto Masía, el punto de implicación de los jugadores barcelonistas es superior, porque ellos juegan es SU equipo, en partidos así no desearían estar en otro sitio y si hay que dejarse el alma, se deja.

En cualquier caso, un partidazo y una alegría ver que los de Mourinho volvieron a jugar al fútbol, dejándose de patadas.